Miya

Miya Jamaica y la NWC redoblan esfuerzos para mantener la eficiciencia en la distribución de agua

22 May

< Todas las noticias
Ante las consecuencias económicas y las dificultades que muchos jamaicanos han experimentado durante esta pandemia, Miya Jamaica ha actuado para proporcionar suministros de ayuda a familias de toda la isla. La compañía también ha estado trabajando en estrecha colaboración con la Comisión Nacional del Agua (NWC por sus siglas en ingles) para fortalecer la eficiencia operativa del programa de reducción de agua no registrada (ANR) de Kingston y St. Andrew (KSA) con el fin de aminorar las pérdidas de agua y garantizar un flujo constante de agua a sus clientes.

Según Álvaro Ramalho, Country Manager de Miya Jamaica: "Todavía seguimos muy activos, esforzándonos por dar prioridad a la seguridad del personal implicado en el proyecto, además de los múltiples subcontratistas que participan en nuestras actividades diarias. En el marco del Programa de gestión conjunta de la reducción del ANR, tanto la NWC como Miya hemos diseñado con rapidez una matriz de actividades de ANR esenciales y no esenciales. Esto permite a la dirección desplegar estratégicamente a todos los trabajadores (los "HÉROES DEL AGUA") de manera segura, evitando cualquier riesgo de contagio para el público en general y garantizando la sostenibilidad crucial de la red de agua”.

Miya Jamaica también ha hecho un esfuerzo adicional para cubrir otras necesidades no relacionadas con el agua de los vecinos de varias comunidades afectadas en todo Jamaica
Con este enfoque, el equipo de gestión conjunta puede controlar las actividades esenciales obligatorias y el nivel de riesgo de contagio asociado con cada una de ellas, reduciendo al mínimo el riesgo y adaptándose rápidamente a los cambios repentinos en estos tiempos inciertos.

La matriz proporciona una visión general de las principales actividades de ANR en curso, tales como: Gestión de la presión, detección y reparación de fugas, medición en áreas desfavorecidas y la compra de materiales.

Además, la evaluación de las actividades de COVID-19 ha permitido que el programa de NRW no sufra retrasos adicionales y que los subcontratistas no sufriesen estrés económico adicional en este momento de la pandemia. Como resultado, actualmente se siguen llevando a cabo actividades como la instalación de tuberías, la instalación de medidores en áreas desfavorecidas y el soporte técnico.

"La NWC y Miya evaluarán constantemente estos planes, adaptándolos a los cambios del panorama COVID-19, para asegurarse de que no se interrumpa el servicio a los clientes y garantizar de la mejor manera posible la seguridad de los trabajadores” afirmó Alvaro Ramlaho.


Por ejemplo, recientemente Miya ha mejorado los protocolos y ha establecido un cronograma en sus oficinas de Kingston, para garantizar que, en todo momento, todos los departamentos trabajen juntos para mantener el menor número de empleados necesarios en sus puestos. Todos los trabajadores de NWC-Miya cuentan con equipos de protección individual (mascarillas, guantes, geles hidroalcohólicos) para minimizar el riesgo de contagio. Además, en todas las tareas de campo se sigue un protocolo de contacto mínimo o nulo en la interacción con los clientes y se cumple con las directivas nacionales de salud, seguridad y confinamiento relacionadas con la COVID-19.

Además, Miya Jamaica también ha hecho un esfuerzo adicional para cubrir otras necesidades no relacionadas con el agua de los vecinos de varias comunidades afectadas en todo Jamaica, ya que, entre otros recursos esenciales, ha prestado asistencia a los hogares que lo necesitaban, proporcionándoles suministros y productos de higiene y alimentación.

En vista de estos estrictos enfoques y de los riesgos que implica mantener operativo el programa de ANR, Miya Jamaica y el NWC quieren expresar a todos sus empleados su agradecimiento por su inquebrantable esfuerzo en sus puestos de trabajo y por su apoyo en la puesta en práctica de la iniciativa de ayuda prestada por Miya a las diferentes comunidades frente a la COVID-19.